¿Es el yeso aislante la mejor opción para aislar muros y paredes?

¿Está buscando el mejor modo de ahorrar y de aumentar el confort en su vivienda? ¡Empiece por el aislamiento termoacústico! Cuando se trata de aislar la vivienda para mejorar el nivel de eficiencia energética, los muros son una parte fundamental. Podemos elegir entre hacer el aislamiento por el interior o por el exterior, aunque la primera opción siempre es más económica. ¿Es el yeso laminado aislante la mejor solución para aislar? ¿Es preferible elegir otra opción para realizar el aislamiento térmico en paredes y muros?

Aislamiento con placa de yeso aislante para paredes, desde el interior

El aislamiento térmico de los muros por el interior con placas de yeso laminado con aislante termo acústico es un buen método para reducir a bajo precio el ruido y las fugas de calor: ¡entre el 16 y el 25% de la calefacción se va por paredes y fachada! Y eso sin contar el calor que se escapa por los tejados y falsos techos. Aislar los muros es una etapa de gran importancia en toda renovación energética. Antes de subir la calefacción considere el aislamiento térmico (y/o acústico) de las paredes como la mejor opción de ahorro. Calentar más sin un mejor aislamiento térmico suele ser un desperdicio tanto energético como económico.

Una vez que haya decidido aislar sus muros contra el frío, el calor y las pérdidas de calefacción o climatización, hay que elegir el tipo de aislante: aislante natural, (por ejemplo, de lana de oveja), aislante mineral (lanas minerales como la lana de roca o fibra de vidrio), aislante sintético, termo reflector o incluso aislantes de nueva generación.

La técnica más habitual de aislamiento de los muros por el interior consiste en aplicar un aislante térmico y/o acústico contra la pared del muro y después colocar una placa de cartón yeso BA 13 por encima. También se puede optar por una placa de yeso aislante 2 en 1 que difiere de la placa de yeso laminado ordinario en ciertos aspectos, como veremos más adelante.

¿Qué es el aislamiento con yeso laminado para muros?

Puede que muchas personas conozcan el término Placo®, un material muy utilizado y habitual tanto en obras de construcción como de rehabilitación. El Placo® aislante, es una versión mejorada, más completa y que ofrece un sistema de aislamiento térmico y acústico para muros y paredes.

El problema con el Placo® simple

El Placo®, es un material con muchas ventajas: es fácil de encontrar, fácil de utilizar, muy resistente y eficaz para el aislamiento, además de tener un precio asequible. Lo que antes era una simple placa de yeso, ha evolucionado para ofrecer más prestaciones y para aislar las paredes de forma más eficaz.

Con el panel de yeso aislante Placo®, podrá añadir el aislante que desee, en función de sus necesidades, presupuesto y conciencia ecológica, en cualquier tipo de espesor. El problema del Placo® simple para las paredes es que las placas de yeso laminado pueden resultar difíciles de instalar, se necesita experiencia para saber colocarlas y la colocación lleva su tiempo.

La solución a los defectos del Placo®: el aislante de yeso 2 en 1

Ha sido necesario crear una segunda versión de este tipo de yeso para que los profesionales puedan solventar los problemas que ocasionaba y crear una segunda versión del Placo®: el yeso con aislamiento térmico Placo® 2 en 1.

Esta nueva versión de placas de yeso con aislamiento térmico incorpora el aislante en el mismo panel de yeso. Un aislante térmico para realizar fácilmente aislamientos interiores en muros y paredes.

Con este sistema se facilita el trabajo y se necesita menos tiempo para la instalación de las placas. La colocación de las placas de yeso, que incluye el aislamiento y el revestimiento, se realiza de una sola vez, de forma práctica y rápida. Los trabajos se pueden realizar en la mitad de tiempo, simplemente pegando las placas con mortero adhesivo.

Aunque este tipo de yeso aislante es una opción excelente para conseguir un excelente aislamiento térmico y acústico, hay que tener en cuenta estas dos cuestiones:

  • Los paneles de yeso aislante, concretamente los de Placo®, pesan unos 34 kg por lo que son difíciles de manipular

  • La elección de los aislantes es muy restringida y habrá que limitarse a los que se puedan integrar en las placas, lo que excluye los materiales ecológicos

El yeso aislante Placo® es una solución interesante para el aislamiento térmico interior de las paredes, aunque tiene sus inconvenientes (como los tienen el resto de aislantes). Como siempre, la elección final corresponde a cada usuario, después de valorar los pros y los contras de este producto.

¿Cuáles son los materiales que componen el yeso aislante Placo®?

Este tipo de yeso aislante se presenta en una placa de escayola forrada de 250 x 120 cm, con una junta térmica para eliminar los puentes térmicos del suelo. Se trata de dos materiales yuxtapuestos para ofrecer un aislamiento térmico de calidad para los muros, gracias a su sistema 2 en 1.

  • Una placa de yeso BA12 (por lo general), que es una placa con bordes redondeados de 1 cm de espesor

  • El aislante, generalmente de lana de roca de doble densidad (lambda 0,035) o de poliestireno expandido, con una resistencia térmica R de 1,30m2 k/w. No es posible utilizar aislantes ecológicos con este tipo de placas.

En el Placo® aislante, es posible elegir diferentes tipos de aislante para adaptarse a todo tipo de paredes:

  • Placo® aislante hidrófugo (anti-humedad), adaptado al aislamiento térmico de las paredes de los cuartos de baño

  • Placo® aislante con yeso ignífugo (anti-fuego). Perfecto para conseguir un aislamiento térmico de las paredes que estén próximas a espacios de cocinado, fuego o calor

  • Placo® aislante con aislamiento acústico (anti-ruido) gracias a un material de alta densidad que reduce la mitad del ruido ambiental.

Netatmo Info

El aislamiento térmico de las paredes es un requisito previo para la optimización de su eficiencia energética. Una vez que tenemos bien aislada la vivienda, podemos dar un paso más en el ahorro de dinero y energía, con el termostato conectado inteligente Netatmo. ¡Podrá controlar sus radiadores a distancia para calentar más consumiendo menos!

El precio del Placo® aislante, un aliciente añadido

Es posible que el Placo® aislante no sea muy ecológico. Sin embargo, tiene la ventaja de ser uno de los materiales para el aislamiento térmico más económicos que hay. Si las placas clásicas de Placo® sin aislante cuestan entre 2 y 20 € el m2, las de Placo® aislante estarán en torno a los 9,5 – 28 € por paneles de 3 m2.

Otra ventaja indudable es que no tendremos que gastar dinero en los recubrimientos metálicos verticales y los tornillos necesarios para colocar los paneles de Placo® sin aislante. Por tanto, el precio de los trabajos de aislamiento térmico de los muros será más económico aún.

Para aislar los muros desde el interior, tenemos varias opciones. Entre ellas, una de las más interesantes es el Placo®. Hay que tener en cuenta todas sus ventajas: es fácil de encontrar, asequible, su instalación es fácil y rápida y hay un tipo de placa para cada necesidad (aislante térmico, aislante acústico, anti-humedad, etc.). Pero también hay que tener en cuenta sus defectos: no se puede elegir un aislante ecológico para el aislamiento de las paredes.