¿Qué es una calefacción o una estufa de petróleo?

En España, el consumo de sistemas de calefacción de carbón o petróleo, (por lo general, estufas), ha ido perdiendo popularidad por culpa de sus emisiones contaminantes durante la combustión. Son menos ecológicas, aunque más económicas que otros modelos de calefacción por lo que las estufas de petróleo continúan presentes aún en muchos hogares. Antes de que existieran estufas eléctricas, y de que fuese posible instalar calefacción eléctrica, ya existían las calefacciones de petróleo. Sin embargo ¿puede que haya llegado la hora de olvidarnos de ellas y apostar por las energías renovables?

Diferentes tipos de calefactores de petróleo

¿Calefacción de petróleo de fuel doméstico, o calefactor portátil?

Los sistemas de calefacción de petróleo se diferencian en dos grandes categorías: la calefacción de gasoil doméstico y los calefactores portátiles (estufas de mecha o electrónicas).

En primer lugar, están las calefacciones de fuel domésticas. Un sistema de calefacción de gasóleo a base de estufas individuales, bien a través de una caldera de fuel doméstico conectada a los radiadores, o a un piso calefactado de agua caliente.

La calefacción de gasoil también puede ser un sistema de calor auxiliar que utiliza petróleo desodorizado como combustible de la calefacción. Este tipo de estufas de petróleo contribuyen a reforzar el sistema de calefacción central doméstico, aunque no debe utilizarse en dormitorios o salas de estar.

¿Estufa de petróleo de mecha o estufa de petróleo electrónica?

  • Estufa de mecha

Una estufa de mecha (o de combustión simple) es una calefacción de gas-oil que funciona de forma sencilla e independiente. Estas estufas de petróleo suelen verse como elementos rudimentarios. La estufa de mecha es sin duda un aparato autónomo y práctico porque utiliza pilas R20 para funcionar (como complemento del petróleo, obviamente). El precio básico de una estufa de mecha también es muy asequible: a partir de unos 100€.

Sin embargo, la estufa de mecha emite un fuerte olor, tiene un mayor consumo de energía que una estufa electrónica, el aparato se calienta mucho y hay que cambiar las mechas y prendedores regularmente. Existe una versión ligeramente mejorada de la estufa de mecha. Se trata de la estufa de doble combustión, que es más confortable, menos contaminante y dispone de un mejor rendimiento que la estufa de mecha de combustión simple.

  • Estufa electrónica

Por su parte, la estufa electrónica es tecnológicamente más avanzada y con mayor potencia de calentamiento. Es más compleja y precisa y su regulación es mucho más amplia que las de las estufas de mecha, simple o doble. La estufa electrónica se puede programar fácilmente con la ayuda de un termostato y da calor rápidamente a la estancia. Sin embargo, ha de conectarse a la corriente y su precio es mucho más elevado.

Netatmo Info

Es posible instalar un termostato inteligente Netatmo en muchos modelos de calefacción de petróleo y estufas de petróleo, para regular, programar y optimizar su utilización. Este termostato conectado, fácil de instalar, permite ahorrar tiempo, energía y dinero. ¡Y, además, estaremos contaminando menos!

Ventajas e inconvenientes de una calefacción de gasoil o estufa de petróleo

Ventajas

  • El calor producido por una estufa de petróleo con una potencia de 3.000 W es muy interesante ya que permite calentar fácilmente una pieza o conjunto de piezas de hasta 75m3. Podremos calentar fácilmente una pieza de 30m2 con un techo de 2 m de altura

  • Las estufas de mecha son muy económicas y las electrónicas también son bastante asequibles

  • El petróleo es más barato que otros tipos de energía como, por ejemplo, la eléctrica, aunque más caro que otras como el gas butano

  • La utilización de cualquier tipo de estufas de petróleo es muy simple.

Inconvenientes

  • Muy contaminantes ya que emiten mucho CO2 y sustancias tóxicas y nocivas (especialmente las estufas de mecha)

  • Realmente suponen un riesgo para la salud si se utilizan en ciertas estancias como los dormitorios o la sala de estar.

  • Hay riesgo de intoxicación por monóxido de carbono si la estufa no tira bien

  • Emiten olor excepto si se utilizan con petróleo desodorizado

  • Un calefactor de gasoil tiene una mala relación calidad precio. Incluso más cara que una calefacción eléctrica.

  • Algunos tipos de estufas de petróleo ennegrecen las superficies que están próximas a ellas y provocan la aparición de humedades

  • Las grandes compañías como Cepsa o Repsol no cesan de aumentar el precio de estos carburantes.

Precauciones y consejos de utilización de las estufas de petróleo

El gobierno de España, ciertas agencias nacionales y los fabricantes de calefacciones de petróleo ofrecen una serie de recomendaciones respecto a su utilización. ¡Más vale respetarlas, tanto por nuestra propia salud como por la salud de todo el planeta!

Sabemos que la utilización de una estufa o calefacción de petróleo es contaminante e incluso tóxica a causa de los productos que emite el petróleo al quemarse. Hay que tener en cuenta que, además de esta combustión, este tipo de calefacción quema fuel doméstico que proviene del petróleo bruto refinado. Se trata de una mezcla de hidrocarburos a los que se les añaden aditivos y colorantes. Esta fuente de energía fósil es inflamable, afecta mucho al clima, es nociva para el medio ambiente y para el ser humano, y su combustión produce toxinas cancerígenas que además son altamente contaminantes, por lo que lo mejor es buscar otras alternativas.

Una estufa de petróleo debería utilizarse solamente como calefactor puntual para una pieza poco frecuentada: garaje, bodega, taller, etc. Es completamente necesario que también estos lugares estén ventilados y/o aireados.

Elegir una estufa de petróleo de mecha o una estufa de parafina electrónica, como sistema de calefacción principal, supone riesgos reales para la salud. Por tanto, lo más sensato es tomar precauciones. La Agencia Europea de Medio Ambiente incluso desaconseja la utilización de estufas de petróleo.

Netatmo Info

El termostato inteligente Netatmo se puede instalar en su calefacción de petróleo, para que solo caliente cuando sea necesario y así minimizar los riesgos, la contaminación y el consumo de energía.

Precio de una calefacción o estufa de petróleo

Una estufa de petróleo es una calefacción relativamente económica ya que su combustible es entre un 10 y un 40% más barato que la electricidad, que es la energía más cara. Sin embargo, el petróleo es más caro que los pellets de madera.

El precio de compra de este sistema calefactor oscila entre los 100 y los 1.000 euros, según el tipo, potencia, autonomía y tecnología del aparato. La estufa de mecha es más económica, especialmente si la compramos a través de Amazon u otros sitios online. Sin embargo, aparte del precio, es la menos recomendable. Por su parte la estufa electrónica de petróleo, es algo más cara, pero es una mejor opción.

En cuanto a las calderas de fuel, la calefacción de petróleo que sirve como sistema de calefacción central, su precio suele ser por lo general, de entre 4.000 a 5.000 euros.

Mientras más bajo sea el precio de la calefacción más contaminante y peligrosa será. Por tanto, si es posible, lo mejor es evitar los aparatos de gama más baja (como, por ejemplo, las estufas de mecha) más baratas, y optar por las estufas de petróleo electrónicas. ¡En Amazon tenemos una gran variedad de modelos para elegir!

La calefacción de petróleo se contrapone frontalmente con la transición energética y ecológica. Es cierto que tienen algunas ventajas, aunque hay que sopesar si son mayores que los inconvenientes. ¿Realmente merece la pena ahorrar unos euros a cambio de contaminar, estar incómodos y poner en riesgo nuestra salud y la de todo el planeta?