Alarma con cámara: ¿Cómo elegir la más adecuada?

En la actualidad comprar una alarma para el hogar o negocio con cámara de vigilancia se ha convertido en un lujo asequible a todos los bolsillos. Por tanto, pagar por disfrutar de un buen equipo de video vigilancia no es ningún problema. El planteamiento sería más bien: ¿cómo compatibilizar una cámara de video vigilancia con el respeto a la vida privada? ¿Qué alarma con cámara elegir para el hogar? Y, sobre todo, ¿por qué elegir este sistema de seguridad como método de protección más conveniente?

8 razones para optar por una cámara de vigilancia inalámbrica

  1. La presencia de una (o varias) cámaras de vigilancia tiene un gran efecto disuasorio que desanima a los posibles intrusos
  2. Actualmente los precios de las cámaras y resto de los accesorios de la alarma son bastante asequibles
  3. Una cámara de vigilancia acoplada a un sistema de alarma de hogar conectado e inalámbrico (kit de alarma) ofrece multitud de prestaciones y su mecanismo de uso y funcionamiento es muy sencillo
  4. Las cámaras de última generación poseen visión nocturna, detector magnético de movimiento e incluso reconocimiento facial
  5. Como parte del conjunto de accesorios de seguridad de un kit inalámbrico, la cámara puede activar la alarma e informar vía sms de una intrusión en tiempo real y a distancia gracias a una app instalada en el dispositivo móvil del usuario
  6. Los sistemas de alarmas inalámbricos para el hogar permiten visionar las imágenes captadas por la cámara en tiempo real y a distancia, a través de una aplicación (alarma inalámbrica conectada a la wifi (alarma wifi) o alarma inalámbrica conectada a través de la red móvil (alarma gsm)
  7. En caso de que en la vivienda se produjese un robo sin efracción (hurto), las imágenes grabadas por la videocámara podrán servir de prueba ante la aseguradora
  8. Si ha optado por contratar los servicios de una empresa de videovigilancia, la cámara se convertirá en un elemento obligatorio del sistema de alarma de la vivienda.

Nota: En el caso de hurto, las imágenes grabadas por una cámara interior inteligente con detector de reconocimiento facial servirán como prueba tanto para la aseguradora como ante un tribunal. Los detectores inteligentes de apertura para puertas y ventanas y las cerraduras y llaves inteligentes Netatmo eliminan el riesgo de intrusión ya que bloquean los accesos y activan la alarma.

6 consejos para elegir bien su kit de alarma con cámara de videovigilancia

1. Lugar de emplazamiento de la cámara

Para optimizar su papel de videovigilancia y también de alarma, las cámaras y el resto de dispositivos de seguridad deberán colocarse en los lugares estratégicos de la vivienda, como por ejemplo cerca de un punto de apertura, en el interior y exterior

2. Prestaciones de la cámara

Las cámaras de nueva generación ofrecen multitud de opciones para adaptarse a todas las necesidades:

  • Cámara con visión nocturna
  • Personalización de la alarma de la cámara
  • Radio de alcance de la captura de imágenes
  • Almacenamiento de vídeo
  • Con o sin grabador automático
  • Posibilidad de visionado en directo de las imágenes de vídeo en una aplicación conectada
  • Diferentes tipos de sensores de apertura de puertas y ventanas

3. Modo de conexión de la cámara: fuente de alimentación

En el caso de los sistemas de alarma del hogar sin cable será necesario elegir cómo acceder a las imágenes de la cámara (red gsm o wifi). Las cámaras de vigilancia clásicas pueden operar con los accesorios de un kit de seguridad (alarma central, sirena, detectores, etc.,) tanto a través de una línea fija como en modo autónomo.

4. ¿Cámara de vigilancia activa o pasiva? El papel de la cámara del kit de alarma de la vivienda

Las cámaras de vigilancia tradicionales se limitan a grabar imágenes de vídeo 24/24. Sin embargo, las cámaras de nueva generación, como, por ejemplo, la cámara de vigilancia wifi, también incorporan funcionalidades de detección y de alerta: detector de movimiento, detector de apertura, reconocimiento facial e incluso ¡iluminación automática!

5. ¡Mucho cuidado con los gastos ocultos ligados a las cámaras de ciertos sistemas de seguridad!

Antes de añadir al carrito su nuevo kit de alarma inalámbrica para el hogar es necesario comprobar que la utilización completa de su cámara (por ejemplo, el almacenamiento de las imágenes grabadas) está incluido en el precio.

También antes de adquirir un kit de alarma con cámara inteligente conviene dejarse asesorar por especialistas en sistemas de alarmas para la vivienda. Hay que tener en cuenta que un buen equipo de protección será más eficaz mientras más elementos de protección contenga. Algunos elementos como por ejemplo, los detectores de apertura de puertas y ventanas conectados ofrecen un extra de seguridad en la vivienda y además, se pueden cambiar de lugar en función de las necesidades.

De este modo nos aseguraremos de elegir las opciones que mejor se adaptan a nuestras necesidades: cámara wifi, visión nocturna, mandos a distancia, etc.

6. Reconocimiento facial

El reconocimiento facial añade un plus de seguridad a los habitantes de la casa y permite respetar su intimidad. Solo hay que registrar en el móvil las caras de las personas que entren y salgan habitualmente de la vivienda. En el caso de que las cámaras capten la presencia de algún intruso, envía una señal de alarma con un vídeo de las imágenes captadas, al smartphone conectado al sistema de alarma.

Por el contrario, si las imágenes captadas corresponden a las facciones de las personas seleccionadas en el dispositivo, el vídeo se desactivará para proteger la vida privada de estas personas. Esta función, además de incrementar el nivel de seguridad de la vivienda, también servirá para evitar la activación de alertas improcedentes cada vez que alguien se aproxime a la casa.

Netatmo Info

Los productos de seguridad Netatmo funcionan de forma inteligente y conectada. Por ejemplo, nuestras cámaras de exterior inteligentes son capaces de distinguir si el movimiento detectado procede de personas sospechosas o no. Si se trata de movimientos inofensivos o amenazantes, gracias al reconocimiento facial.