Cámara falsa: ¿es buena idea proteger la vivienda con cámaras de vigilancia ficticias?

¿Está pensando instalar una cámara de vigilancia simulada para proteger su hogar? Su vecino ha instalado una cámara falsa domo con un punto de luz led rojo parpadeante que parece completamente auténtica… ¡Y usted se lo está pensando, ahora que se acercan sus vacaciones!
Realmente, proteger la vivienda con una cámara simulada falsa y prácticamente gratis es de lo más tentador. El problema es que pueda ser completamente ineficaz. ¿Ha pensado que ocurriría si realmente alguien quisiera entrar en su casa mientras usted se encuentra a muchos kilómetros de distancia?
La pregunta es: ¿es o no es una buena idea colocar cámaras de vigilancia falsas para proteger nuestra vivienda o negocio?

¿Qué protección "real" puede ofrecer una cámara de vigilancia falsa?

Pues la respuesta parece obvia. ¡Una protección ficticia! Una cámara de vigilancia falsa (dummy camara), tiene la misma apariencia y funcionamiento de las cámaras de vigilancia reales, como el famoso modelo de la cámara "domo":

Para dar mayor sensación de realismo los fabricantes de alarmas ficticias añaden todo tipo de efectos especiales: falsa led parpadeante, punto de luz rojo led para simular el efecto de visión nocturna o la captura y envío de imágenes de vídeo por cctv, movimiento perimetral, etc. Algunos modelos simulan incluso que la cámara va conectada a la centralita por una línea fija de cableado.

Pero la simulación no acaba ahí: algunas de estas cámaras falsas están incluso equipadas con un sistema de motorización (por ejemplo, cámara solar en el exterior o cámara de interior a pilas o batería), provista de uno o varios detectores de movimiento.

Hay personas que, como medida de seguridad y protección, adquieren las cámaras falsas por lotes con el fin de equipar con ellos su casa o negocio. Colocan los falsos dispositivos por todos los lugares, bien visibles para añadir mayor efecto disuasorio y, por último, "empapelan" la fachada con placas de seguridad… falsas también.

  • ¿Qué se quiere conseguir con una falsa cámara?
    Evidentemente, el objetivo primordial es hacer creer que la casa dispone de un completo sistema de vigilancia, con la esperanza de hacer desistir a los posibles intrusos, por unos cuantos euros.

  • ¿Qué se consigue realmente?

Sin duda, lo primero que se consigue con este tipo de accesorios, es el agradecimiento… ¡de los ladrones! Nunca hay que subestimar el poder del "enemigo". Es una ingenuidad pensar que los individuos que se dedican habitualmente al asalto de viviendas no son capaces de reconocer una cámara falsa.

Netatmo Info

¿Qué es una cámara falsa domo? La cámara de vigilancia "domo con led" es esa pequeña cámara inalámbrica, de formas redondeadas, que se fijan al suelo a una esquina de las paredes. La falsa domo también suele disponer de puntos leds de color rojo parpadeante, alimentación a pilas, y estar adosada a un detector de movimiento para reforzar el efecto de una verdadera cámara inteligente de vigilancia interior.

¿Las cámaras que "parecen de verdad" ofrecen una protección "de verdad"?

Las cámaras de vigilancia falsas tienen dos problemas principales:

Si el presunto intruso se percata de que el sistema de alarma (cámara, detectores de presencia, etc) no son más que juguetes más o menos realistas, pero sin ninguna capacidad operativa, sabrá de inmediato que la casa no cuenta con ningún sistema de protección y, por lo tanto, sentirá que tiene vía libre para entrar sin problema. Es decir, que el sistema de vigilancia simulada, colocado para servir como elemento disuasorio, provoca exactamente el efecto contrario al deseado.

Por otra parte, y más grave aún, si finalmente se produce la intrusión, ni el usuario ni la central de alarmas en su caso, recibirán un sms, comunicación o imágenes de vídeo en tiempo real, para informar de lo que está ocurriendo en la vivienda. El hecho de no poder mostrar ninguna evidencia de los hechos puede implicar consecuencias muy negativas:

Si el robo se ha producido sin efracción (hurto), es decir, sin uso aparente de fuerza o violencia, no se podrá demostrar el hecho ante la aseguradora. Como es evidente, la cámara de vigilancia simulada no ha grabado ninguna imagen de vídeo de lo ocurrido. La aseguradora, ante la falta de pruebas, estará en su derecho de negarse a pagar ningún tipo de indemnización.

Pero lo peor de todo es que los asaltantes irrumpan en la vivienda cuando sus ocupantes, al no haber sido prevenidos de la presencia de intrusos, se encuentren desprevenidos en el interior de la vivienda. El modus operandi de esta peligrosísima modalidad de allanamiento, conocida como home-jacking, consiste en entrar en la vivienda cuando los propietarios están en su interior, para hacerse con las llaves del vehículo, teléfonos, ordenadores, claves de la tarjeta o de las cuentas bancarias, etc. ¡Sin contar, además, con el peligro para la integridad física de las personas!

Conclusión:

Elegir una cámara falsa como sistema de protección para el hogar no es una buena idea. ¡Por eso hay que pensárselo bien antes de añadirla al carrito! Nadie que realmente quiera proteger a su familia y bienes materiales optará por este tipo de productos. Y mucho menos, cuando hoy en día es posible disfrutar de un buen equipo de video vigilancia con cámara y alarma a precios más que razonables.

Una de las ventajas de los modernos sistemas inalámbricos es la posibilidad de añadirles accesorios (detectores de presencia, detectores de humo, timbre de seguridad, cerraduras y llaves inteligentes, etc.) en función de las necesidades.

Los sistemas de seguridad inalámbricos de última generación, se pueden controlar con mando a distancia o desde el teléfono móvil para mantener el control en cualquier momento, ¡aunque esté de vacaciones en la otra parte del mundo!